Los más pequeños de la casa siempre sulen ser los más consentidos por los papas y por eso, a la hora de decorarles su cuarto tratamos de priorizar sus gustos y preferencias.

 

cuartoo

Cuando estamos por elegir los colores y muebles que van a decorar el cuarto de nuestros pequeños debemos tener en cuenta cuales son sus colores preferidos así logran sentirse comodos y se adaptan más fácil a su nuevo cuarto.

Las paredes y el cielorraso sin duda alguna, constituyen por sí mismos formidables medios de expresión para identificar un cuarto, más aún cuando se tiene en cuenta la importancia del uso estudiado del color en procura de conseguir determinados efectos especiales. Lo ideal es contemplar precisamente este aspecto.

Buscando ideas orgánicas pueden surgir caso como crear un clima especial acorde con la edad, pintando las paredes en gamas de verdes y celestes, imitando así un aunténtico paisaje natural. También se pueden incorporar arboles coloreados recortados en un material adhesivo para realizar la compensación. Lo ideal de elegir materiales adhesivos porque los efectos que logremos como este bosque puede ser retirado sin complicacion alguna para darle otro aspecto a la habitación a medida que los niños avancen en su edad y varíen sus gustos.