En el post de hoy, te vamos a enseñar cuales son las diferencias entre estos tipos de pátinas, y cual te conviene dependiendo de lo que estés buscando. Por eso, no dejes de leer hasta el final.

Patinas1_sm_w480Las pátinas al agua se realizan con pinturas acuosas como acrílicos, látex y témperas, o bien con pigmentos puros diluidos en un médium acuoso. La pintura puede usarse pura o rebajada con agua, barniz, selladores y glaseadores, siempre que sean al agua. Dentro de este grupo se incluyen las pátinas que vienen listas para usar, como el gel de anticuado y el barniz al agua con color o recubrimientos para efectos decorativos en grandes superficies.

Los glaseadores, que diluyen y dan transparecia a la pintura, retardan el tiempo del secado. Las herramientos que se utilicen en este procedimiento deben lavarse con agua y jabón.

Para patinar al aceite se utilizan pinturas de base oleosa: sinteticos, esmaltes, óleos o pigmentos mezclados con un vehiculo oleoso como aguarras, barniz al aceite, aceite de lino, o glaseador de aceite. La pintura puede usarse pura o rebajarse con alguno de los mediums ya mencionados. Las que ya vienen preparadas recibien diferentes nombres, según su fabricación: patinas al oleo, pastas para decapé y pátinas en pasta.

Las pintuas de oleo perduran mas que las de base acuosa, son más resistentes,se utilizan para socalos, pisos, puertas o zonas muy transitadas, y su tiempo de secado es lento. Para trabajar con este tipo de material se deben utilizar guantes, y lavar bien las herramientas con aguarras.