El ser humano tiene una curiosidad o particularidad que ha hecho estallar cualquier explicación funcional de la vida: hace cosas sin una utilidad específica, muchas de ellas en sí mismas, por gustos estéticos. Pensemos, bajo ese punto de vista, de cualquier decoración. Un hogar puede bien cumplir su objetivo de guarecer a las personas, de darle un abrigo, calidez, frente a la intemperie; pero es mucho más, sobre todo con el paso del tiempo. Hay gustos por el ornamento, el añadido más allá de las estilísticas que existan. Bajo esos lineamientos te presentamos decoración de cuartos modernos y minimalistas. Como siempre, te traemos el mejor material a la hora de reflexionar sobre la casa de tus sueños ¡Imperdible!

Hermosos dormitorios minimalistas para descargar

El minimalismo es sinónimo por lo general modernismo, ya que asociamos a ambos por igual. Hablamos de este estilo cuando predomina la mínima expresión que por lo general es geométrica, las líneas limpias y un escaso ornamento. Sí, aquí menos siempre es más.

Una de las cualidades del minimalismo es la claridad. Todo es espacioso o el espacio, en definitiva, se genera.

Lo importante es no abusar del mobiliario: una cama, el armario para la ropa, mesa de luz, quizás otra para el trabajo y no mucho más.

Lo difícil del objeto es que cuando aparece en demasía vuelve todo una confusión y desprolijidad.

En el minimalismo, mientras menos cosas u objetos tenga un cuarto mejor.

Espacio, claridad, prolijidad. Muy buenas ideas sobre todo cuando el cuarto no es de grandes dimensiones.

El objeto en exceso no solo alborota, sino que llama la atención. En las fotos sucede todo lo contrario: hay pocos y todos bajo una conexión de armonía.

Se ve que el minimalismo tiene mucho de artilugio propio.

Los aires modernos le sientan bien a cualquier cuarto, no importa el color.

Minimalismo no es sinónimo de asepsia. Se puede generar en estos cuartos el mismo clima acogedor que en cualquier otro.

Una excelente manera de decorar.

El orden es lo que prepondera.

Porque la prolijidad es accesible

El orden suele transmitir también un poco de calma.

Tú decides el nivel de espaciosidad que anhelas y tienes.

Decoración de cuartos modernos y minimalistas

Un estilo que llegó para quedarse por una serie de motivos: no es caro (que haya variantes costosas es otro tema), es práctico, limpio, prolijo, acogedor y podríamos seguir. Se lo suele relacionar con lo frío pero no debe ser así tampoco: es más, el minimalismo propende a una buena cantidad de objetos si guardan cierto nivel de espaciosidad y añaden una simetría buena. Asimismo, no hay límites en los colores, pudiendo escoger un sinnúmero de sobrios, pero también tonalidades más llamativas.

Las siguientes imágenes refieren a distintas salas de estar que exudan minimalismo por todos sus poros. Verás el ambiente calmado, la perfecta comunicación entre el sitio ocupado y el espacio abierto, todo en una lógica de orden que llama la atención.

Se puede apelar al monocromatismo perfecto o a una síntesis o juegos prolijos de colores.

La madera o la piedra suele comportar una excelente combinación. Para tener en cuenta, querido lector.

¿No hay ornamento? No, por lo menos de un modo excesivo. Es que cuando los objetos abundan, la atención se dispersa, no sabe a qué prestar su interés y termina dando todo una sensación de caos.

El futurismo ya llegó.

La simpleza puede llegar a niveles paroxísticos. Eso va a depender de tus gustos y posibilidades, querido lector.

Para pensar una sala de estar, siempre un buen juego de sillones modernos sientan más que bien y en las cercanías una mesa con distintos objetos.