La infancia determinará al niño hasta sus últimos días de adulto y vejez. Pero está compuesta de muchas cosas: tratos, cadencias, caricias, retos, alegrías, tristezas, aprendizajes y, sobre todo y con esa retahíla junta, lugares. Así es: somos lugares y nos gustan más algunos que otros. Por eso siempre es bueno que el sitio por antonomasia donde el párvulo este sea bello, cobije, acoja y de el calor tan necesario en esta etapa de la vida. Bajo esos lineamientos, entonces, te presentamos decoraciones de cuartos modernos para niños. Una información precisa, útil, fácil de incorporar y también, por qué no, compartir ¡No te pierdas la nota!

Imágenes de decoración de cuartos modernos para niños

Siempre queremos lo mejor para ellos, así que aquí te dejamos una buena cantidad de imágenes de cuartos modernos para niños. La variedad es importante, ya que algunos son más infantiles y otros más para adolescentes.

Siempre lo claro es un buen aporte en los cuartos de niños, sean del sexo que seas. Si te apegas a lo último como decoración puedes utilizar el azul o celeste en niños, como el rosa en niñas.

Dijimos que lo claro, incluso como en el caso de arriba con nubes, es un buen aporte. Y eso debido a que siempre da mejor iluminación, espacio y sirve, naturalmente, para no abusar de la luz artificial. Queremos un sitio bello, donde fluyas las mejores energías para nuestros niños.

La cama, los muebles, estantes, almohadones e incluso peluches siguiendo una misma línea. La belleza y energía positiva que transmiten es enorme.

Siempre una excelente variante ante espacios reducidos son las camas superpuestas o denominadas cuchetas, las cuales pueden estar solas y dejar libre lo bajo para emplazar, por ejemplo, un hermoso escritorio. El caso de arriba es un ejemplo de cuarto para niños más grandes.

Cuando los habitantes de los cuartos son bien pequeños en edad, se puede hacer uso de colores bien llamativos, fuertes, que combinan con otros sobrios o con iguales en naturaleza. Porque bien sabemos que el cuarto debe transmitir un poco de esa diversión.

El de arriba es un típico cuarto de bebé o niño bien pequeño. Por lo general, estos están personalizados de modo más genérico. Algo obvio ya que no sabemos de gustos propios del párvulo aún. Sin embargo, los estilos no dejan de ser hermosos.

Las paredes siempre pueden ser envueltas de papel con alusiones divertidas: arcoiris, corazones, frutas, personajes favoritos del niño, pájaros y cuestiones por el estilo. Siempre los cuartos de los niños nos permiten múltiples posibilidades.

Incluso puedes aprovechar altillos para agrandar la pieza o emplazar camas superpuestas. En cualquier espacio, asimismo, se emplazan estantes para colocar lo que quieras. No olvides de aprovechar la luz natural si tienes acceso a grandes ventanales.

Hablando de juegos de colores, aquí tienes buenos ejemplos. El verde, el rojo, el celeste siempre son de los más utilizados. Desde hace tiempo se ha roto con la cuestión genérica del niño en cuestiones de decoración, así que tiene un abanico amplio de tonalidades.

En caso de cuartos para hermanos, la disposición siempre es importante.

¿Y por qué no el blanco y negro? Si no abusamos del segundo, pueden quedar cuartos sobrios, divertidos y alegres. De hecho, si hablamos de modernismo, estos estilos austeros quedan sensacionales por el minimalismo que subyace (sí, incluso en cuartos de niños).

Y cuando el niño está más crecido se lo puede escuchar en sus apetencias para el estilo o tópico del cuarto. El ejemplo de arriba es excelente: todo ligado a la aviación, al viajar, incluso más allá del simple planeta. Y eso aliena tanto paredes, como luces y frazadas de cama, entre otras cosas.

Siempre trata de que el cuarto del niño sea acogedor y bien proporcionado en los espacios (lo contrario es desorden).

Entradas relacionadas: mandalas COLOR